Enfermedades tratadas

Alergias: 

La alergia es causada por un sistema inmune altamente sensible que lleva a una respuesta inmune equivocada.
Una reacción alérgica se presenta cuando el sistema inmune reacciona a sustancias (alérgenos) que normalmente son inocuas y que en la mayoría de las personas no producen una respuesta inmune. Supresión de la autoinmunidad. Efectividad: 90%

Tendinitis: 

Es la inflamación, irritación e hinchazón de un tendón, la estructura fibrosa que une el músculo con el hueso. En muchos casos, también se presenta tendinosis (degeneración del tendón).

La tendinitis puede ser consecuencia de una lesión, exceso de uso o la edad a medida que el tendón pierde su elasticidad. También se puede observar en enfermedades sistémicas , como la artritis reumatoide o la diabetes. La tendinitis puede ocurrir en cualquier tendón, pero los lugares más afectados son el hombro, la muñeca, el talón y el codo.

Esclerosis múltiple:  

Es una enfermedad autoinmune que afecta al sistema nervioso central (el cerebro y la médula espinal).
Se manifiesta con lesiones múltiples en el axón que transmite los impulsos nerviosos desde el cerebro hasta la médula espinal. Supresión autoinmunidad  Efectividad: 80%

Dolor de hombro:

El hombro es la articulación de mayor movilidad en el cuerpo humano y abarca cuatro tendones, conocidos como tendones del "maguito rotador". El propósito de un tendón es sujetar el músculo al hueso. Estos cuatro tendones juntos estabilizan el hueso de la parte superior del brazo a la cavidad del hombro y permiten un amplio rango de movimiento en el mismo.

Cualquier hinchazón, inflamación, desgarro o cambios óseos alrededor de los tendones ocasiona dolor cuando la persona trata de mover el brazo por encima de la cabeza, detrás de la espalda o derecho hacia el frente. Efectividad: 90%

Lumbagia: 

El dolor que se siente en la parte baja de la espalda proviene de la columna vertebral, los músculos, los nervios u otras estructuras en esa región de la espalda e igualmente se puede irradiar desde otras áreas como la parte media y superior de la espalda. La persona puede sentir una variedad de síntomas si se lastima la espalda, tales como una sensación de hormigueo o quemazón, un dolor sordo o un dolor agudo, al igual que se puede experimentar debilidad en las piernas o los pies. Recuperación total  Efectividad: 100%

Fibromalgia:

Es una condición caracterizada por la propagación de dolor en las articulaciones, los músculos, los tendones y otros tejidos blandos.

La fibromialgia puede aparecer como secundaria a otras enfermedades músculo esqueléticas como la artritis reumatoidea o el lupus sistémico.

Recuperación total Efectividad: 90%

Inflamación de la próstata:

La glándula prostática produce el líquido que lleva el esperma durante la eyaculación. A medida que se agranda la próstata, algo que le sucede a la mayoría de los hombres con el envejecimiento, puede llegar a crear presión en la uretra (el tubo que vacía la orina contenida en la vejiga) provocando problemas para orinar.

Al agrandamiento de la próstata generalmente se le llama hipertrofia o hiperplasia prostática benigna (HPB). No es un cáncer y no representa un mayor riesgo de cáncer de próstata. Efectividad: 90%

Cefaleas:

Las cefaleas por tensión se deben a la contracción y tensión de los músculos en los hombros, el cuello, el cuero cabelludo y la mandíbula, y a menudo están relacionados con el estrés, la depresión o la ansiedad.
El hecho de trabajar demasiado, no dormir lo suficiente, omitir comidas y consumir alcohol o alucinógenos puede hacer que las personas sean más susceptibles a los dolores de cabeza. Recuperación total  Efectividad: 100%

Asma bronquial:

El asma es una enfermedad en la cual la inflamación de las vías aéreas causa una restricción del flujo de aire dentro y fuera de los pulmones. Cuando se presenta un ataque de asma, se incrementa la producción de moco, se endurecen los músculos del árbol bronquial y el recubrimiento de los conductos aéreos se hincha, lo que reduce el flujo de aire y produce el característico jadeo. Recuperación totalEfectividad: 90%

Incontinencia urinaria: 

Es un deseo muy fuerte de orinar que es seguido inmediatamente por una contracción involuntaria de la vejiga, lo que produce una pérdida involuntaria de orina.

La capacidad para retener la orina y mantener la continencia depende del funcionamiento normal del tracto urinario inferior, los riñones y el sistema nervioso, además de la capacidad física y psicológica para reconocer y responder de forma adecuada a los deseos de orinar. Recuperación total Efectividad: 90%

Lupus:

Es un trastorno inmunitario y crónico que puede afectar muchos sistemas de órganos incluyendo la piel, articulaciones y órganos internos.
Normalmente, el sistema inmunológico controla las defensas del cuerpo contra la infección. En el caso del lupus eritematoso sistémico (LES) estas defensas se vuelven contra el cuerpo y las células inmunes anómalas atacan a los tejidos. Supresión de la autoinmunidadEfectividad: 80%

Osteoartritis — Artrosis:

La osteoartritis es el trastorno articular más común. La enfermedad crónica causa el desgaste del cartílago o amortiguación entre los huesos articulatorios, llevando a que se presente dolor y rigidez. Igualmente, hace que crezcan nuevos fragmentos de hueso, llamados espolones óseos, alrededor de las articulaciones. Recuperación del cartílago Efectividad: 80%

Ciatica:

Es un aque implica dolor, debilidad, entumecimiento u hormigueo en la pierna, causada por lesión o compresión del nervio ciático. La disfunción del nervio ciático es una forma de neuropatía periférica que se presenta cuando existe daño al nervio ciático, el cual está localizado en la parte posterior de la pierna e inerva los músculos de la parte posterior de la rodilla y de la parte inferior de la pierna.Dicho nervio proporciona sensibilidad a la parte posterior del muslo, parte inferior de la pierna y a la planta del pie. Efectividad: 90%

Esclerodermia:

Es una enfermedad del tejido conectivo difuso caracterizada por cambios en la piel, vasos sanguíneos, músculos esqueléticos y órganos internos. Los depósitos de exceso de colágeno en la piel y otros órganos producen los síntomas y también puede ocurrir daño a vasos sanguíneos pequeños en la piel y órganos afectados.
En la piel, se puede presentar ulceración, calcificación y cambios en la pigmentación.